CDMX.- El grito agudo de cerca de 10 mil mujeres se escuchó en el Auditorio Nacional, gracias al cuarto concierto de Magneto y Mercurio juntos, la noche del sábado.
Así fue durante las cerca de dos horas y media de concierto, en el que los 10 cantantes recibieron un Disco de Oro por más de 30 mil copias vendidas de su más reciente grabación en vivo.
“Muchísimas gracias de verdad por la oportunidad y volver a creer en nosotros, ¡gracias a todas ustedes por supuesto!”, dijo Juan Botello.
A falta de media hora para la cita, a las 20:00 horas, los revendedores ofrecieron entradas entre los 800 y 3 mil pesos.
Llegada la hora, los cinco miembros de cada agrupación aparecieron quietos, los gritos alborotados se escucharon.
Los cantantes descendieron uno por uno en una pirámide de cuatro niveles en el escenario para cantar “Suena Tremendo”.
Cual soldados, pero con sacos y chalecos oscuros, camisas blancas y negras, lentes oscuros, zapatos y tenis, bailaron bien coordinados temas como “Azúcar y Maldad”, “Tienes Magia” y “Cambiando el Destino”.
Los cerca de 10 mil asientos disponibles en el Auditorio sirvieron de poco, pues sólo algunos hombres permanecieron sentados.
El juego de luces multicolores también se movió al ritmo de la guitarra, el bajo, la batería y el teclado, instrumentos tocados por cuatro mujeres.
Las mujeres corearon y bailaron de pie, desde el inicio, con “Niña” y “Explota Corazón”, hasta el cierre, con el éxito de los noventa “Vuela Vuela”. (Adán Tamariz/Agencia Reforma)