José de Jesús López de Lara

En un predio abandonado donde se ubicaban unas canchas de futbol rápido, en el poblado de Pilotos, Asientos, fue encontrado el cadáver de un hombre que fue torturado y ejecutado de dos balazos en la cabeza.
Junto al cuerpo se localizó una credencial de elector del INE.
Sin embargo, no se había confirmado si se trataba de la misma persona, ya que el rostro de la víctima estaba carcomido por animales carroñeros y era difícil de identificar.
Fue aproximadamente a las 18:45 horas del lunes, en que un habitante del poblado de Pilotos, municipio de Asientos, encontró el cadáver de una persona del sexo masculino, que estaba tirado en un predio baldío ubicado en la parte posterior de unas canchas de futbol rápido.
El asustado hombre, se dirigió a dar aviso de forma inmediata a la delegada del poblado de Pilotos, de nombre María Dolores.
Una vez confirmado el hallazgo, la delegada lo reportó al Servicio de Emergencia 911.
A la escena del crimen llegaron más tarde varios policías preventivos de Asientos, encabezados por el director de Seguridad Pública Municipal; así como policías estatales, militares, agentes del Grupo Exterior “Asientos” de la PME y una ambulancia del ISSEA.
Posteriormente, acudieron a realizar las diligencias correspondientes los agentes del Grupo Homicidios de la PME, el equipo forense de la Dirección de Investigación Pericial y el agente del Ministerio Público de la Unidad de Investigación Especializada en Homicidios de la FGE.
A simple vista, la víctima era un hombre de entre 25 y 30 años, que presentaba huellas de haber sido golpeado y torturado.
Asimismo, el rostro lo tenía desfigurado, ya que al parecer fue mordido por animales carroñeros.
De igual forma, se detectó que presentaba dos impactos de bala en la cabeza. Junto al cadáver, se localizaron dos casquillos percutidos calibre .22.
En la escena del crimen, fue encontrada una credencial del INE a nombre de Edger “N” “N”, de 28 años, con domicilio en el fraccionamiento Felipe Ángeles, en la ciudad de Zacatecas.
Sin embargo, no se logró establecer si se trataba de la misma persona, ya que el rostro lo tenía desfigurado.
Una vez realizadas las diligencias correspondientes, el cadáver de este hombre fue trasladado a la morgue del Servicio Médico Forense (Semefo), donde quedó depositado en calidad de desconocido.