Se espera que sea en diciembre cuando la remodelación que sufren las instalaciones del hospital del ISSSTE quede lista, luego de más de ocho meses de retraso, comentó la líder sindical de este organismo, Maria Elena Dávalos; agregó que el nosocomio incrementará sustanciosamente el número de camas, estimando que se contará con 60 más, lo que beneficiará de manera importante a los derechohabientes.
“Es la primera vez en 39 años que se ha visto una ampliación real, es algo que va a dar al derechohabiente muchísimas más camas para poderlos atender, el servicio de urgencias va aumentar a 12 camas, más 8 que habrá en el área de cirugía ambulatoria que va a estar anexo al servicio de urgencias, muchas veces los pacientes se tienen que quedar en sillas, esperemos que eso ya no suceda”, señaló; además, refirió que en el área de hospitalización se contará con más de 90 camas, mientras que antes sólo se contaba con poco más de 40.
Destacó que luego de comenzados los trabajos de remodelación, se tuvieron que contratar dos quirófanos del hospital MAC para poder seguir brindando el servicio a la derechohabiencia, “se contrató un anexo donde se opera y se tuvo que llevar al personal del ISSSTE a ese lugar y al hospital se le desprotegió”.
Indicó que la obra debió estar lista en el mes de abril, sin embargo, las autoridades federales argumentan un retraso en las licitaciones, “no había una empresa constructora, se cambió de empresa”.