Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO  7-Abr .- El Gobierno de Morelos estableció un estado de alerta en Tepoztlán, ante el incendio que hasta anoche había consumido 244 hectáreas de bosque, y reiteró el exhorto a la población para que evite acercarse a la zona.
Informó en un comunicado que se estableció un mando unificado para combatir la conflagración, con base en el Centro Estatal de Emergencias y Contingencias Ambientales de Acapantzingo.
En el equipo participan el Gobierno federal, a través de la brigadas de la Secretaría de Medio Ambiente, las comisiones Nacional Forestal y de Áreas Naturales Protegidas y la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente.
Además, elementos de la Secretaría de la Defensa y de la  Secretaría de Desarrollo Sustentable y Protección Civil Morelos.
Al cierre de esta edición, la afectación reportada en la zona era de 244 hectáreas en los parajes “El Tanque”, “Barranca de San Jerónimo”, “Huitlaqui”, “Los Venaditos”, “Mextitla”, y “Xilotepec”, con un control de apenas 40 por ciento.
“Se hace un llamado a la ciudadanía a evitar acercarse a la zona del incendio por ser una área de riesgo”, destacó el Gobierno estatal en el comunicado.
Según las autoridades, con apoyo de helicópteros de la Ciudad de México, el Estado de México y la Secretaria de la Marina, hasta ayer se hicieron 33 descargas de agua en la línea de fuego, lo que equivale a 4 mil 700 litros de agua.
De acuerdo con los reportes, el fuego inició el martes por la tarde, producto de una quema agrícola realizada por campesinos que se salió de control. El miércoles se tenía un control de 80 por ciento del incendio, pero por la noche y la madrugada del jueves, el viento avivó el fuego.
El Alcalde de Tepoztlán, Humberto Rubén Villamil, y pobladores de este municipio acusaron al Gobierno de Morelos de reaccionar tardíamente para combatir el fuego.
Aunque el incendio inicio el martes, el apoyo con helicópteros llegó ayer y además acusaron que no se encontraban abastecidos con suficiente combustible.