José de Jesús López de Lara

En alerta máxima se encuentra la Policía Federal en Aguascalientes, después de que durante la mañana de ayer, un grupo de hombres armados emboscaron a tres policías federales de la División de Inteligencia y les dispararon en varias ocasiones, mientras se desplazaban por la carretera federal 70 Poniente, a la altura del Libramiento León-Calvillo.
Ninguno de los oficiales de la Policía Federal resultó herido.
Tras un impresionante despliegue por la zona, policías preventivos de Jesús María y policías estatales lograron capturar a cuatro sospechosos de la agresión, los cuales ya se encuentran sujetos a investigación en las instalaciones de la Delegación Estatal “Aguascalientes” de la PGR.
Los violentos hechos se registraron el domingo poco después de las 11:30 de la mañana, cuando tres agentes de la División de Inteligencia de la Policía Federal se desplazaban por la carretera a Calvillo en dirección de poniente a oriente.
Cuando ya retornaban a la ciudad de Aguascalientes y circulaban por la carretera federal 70, al llegar a la altura del Libramiento León-Calvillo fueron atacados a balazos por varios sujetos que viajaban en una camioneta GMC pick up, color azul, con placas de circulación de Zacatecas.
Los policías federales repelieron la agresión, pero los hombres armados lograron escapar hacia la avenida Siglo XXI Poniente con dirección al municipio de Jesús María.
De inmediato se implementó un impresionante operativo para localizar a los agresores, en el cual participaron policías federales, policías estatales y policías preventivos de Aguascalientes y Jesús María, así como agentes de la Fiscalía General del Estado.
Minutos más tarde, a las 11:40 de la mañana, policías preventivos de Jesús María y policías estatales que participaban en el operativo de rastreo, ubicaron la camioneta pick up a la altura del fraccionamiento La Cuesta, por lo que varias patrullas le cerraron el paso y obligaron al conductor a detener la marcha.
Los policías preventivos de Jesús María y policías estatales sometieron a cuatro hombres que fueron identificados como Juan Carlos, Marco Antonio, José Luis y Armando.
Al someterlos a una revisión, les fue asegurada una pistola tipo revólver, que aparentemente fue utilizada en la agresión a los federales.
Hasta el lugar donde ocurrió la captura de los cuatro sospechosos llegaron policías federales fuertemente armados, así como militares adscritos a la XIV Zona Militar y agentes de la Fiscalía General del Estado.
Los cuatro sospechosos fueron trasladados a las instalaciones de la Delegación Estatal “Aguascalientes” de la PGR, donde quedaron a disposición del agente del Ministerio Público de la Federación adscrito a la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo (SCRPPA) y sujetos a investigación por parte de agentes federales de la Agencia de Investigación Criminal (AIC).