En México, a diferencia de países como Chile, sería prácticamente imposible que la educación superior fuese gratis, pues se tendría que sacrificar la calidad y los estándares académicos, así lo refirió Guillermo Hernández Duque, director general de Vinculación Estratégica de la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES).
Explicó que en el caso de Chile, su educación superior es interesante, y pese a que hay proyectos para que las instituciones públicas alojen a sus alumnos de manera gratuita, las universidades privadas son reconocidas por su alta calidad y éstas no serán incluidas en el plan de gratuidad.
“Sabemos que tiene un conjunto de universidades particulares muy buenas, y no necesariamente son gratuitas; yo creo que el tema en México antes de la gratuidad, estamos con el tema de la calidad, nos interesa primero la calidad de las instituciones de educación”, precisó Hernández Duque.
El director general de Vinculación Estratégica de la ANUIES, destacó que para México lo prioritario es mantener y aumentar la calidad en cada una de las instituciones de educación superior, sobre todas aquéllas que pertenecen a esta organización.
“Ahora, cuando hablamos de gratis, pues es relativo, finalmente en el caso de las instituciones públicas son fondos públicos que van hacia las instituciones; ahora, ¿qué nos interesa?, la calidad de las instituciones”, detalló.
Finalmente, indicó que antes de pensar en la gratuidad de la educación superior, autoridades de esta área deben pensar en la competencias de los alumnos, así como en el impacto en el desarrollo regional, “esto también lo vamos a enfatizar porque es la nueva generación de indicadores de calidad en las instituciones, medir que la institución esté impactando en el desarrollo regional”, concluyó.