Manuel Tejeda
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 13-Jul .- Su música pop va dirigida a todo el mundo; por eso, Robbie More puede presentarse sin empacho en un bar gay o en un centro comercial.
“Yo soy universal y no tengo ninguna pretensión de que mi música sea para cierto tipo de gente. Si me invita la comunidad gay, yo encantadísimo porque los tengo en un pedestal. Ellos fueron los primeros en invitarme a cantar.
“Eso fue hace algunos años, cuando empezaba en la música. Y en una plaza, me pueden escuchar, chicos, grandes y abuelitos”, expresó.
More, de 26 años, radica en McAllen, Texas. Allá grabó su álbum debut, Psicodélico, que ya puede escucharse en plataformas digitales. Físicamente, lo vende en sus shows.
El cantante vino a la Ciudad para promocionar el disco, por lo que se presentará en el bar Cabaretito Fusión, a las 22:30 horas; y mañana en la Plaza de las Estrellas, a las 16:00.
“El hecho de tener un disco en mis manos ha sido un sueño que tengo desde chico. Todo sucedió gracias a que le enseñé una maqueta a un productor y no me podía creer que era una creación mía.
“Él me dio la idea de grabar un demo de cinco canciones. En 2013 sacamos el primer single, ‘Todo el Placer’, y a la gente le gustó mucho al grado de pedirla en la radio texana. Fue así como decidimos hacer este álbum”, pormenorizó.