Una emotiva ceremonia eucarística se celebró en el templo de San Antonio de Padua, para llevar a cabo los esponsales entre Daniel Salceda Morán y Karla Denisse de Loera García.
Al recinto acudieron en compañía de Jaime Salceda Reyes y María del Carmen Morán, padres del novio, al igual que Javier de Loera y María del Carmen García, padres de la contrayente, para atestiguar el momento en que los jóvenes intercambiaron sus votos matrimoniales.
Como símbolo de unión indisoluble sus manos entrelazadas fueron bendecidas en el nombre de la Santísima Trinidad, quedando prendados hasta el fin de sus días, acto sublime que fue celebrado por los presentes con numerosos aplausos de gozo.
Luego de la santa misa, se llevó a cabo una emotiva recepción para recibir a los recién casados, espacio que permaneció por varias horas en un ambiente romántico, que la feliz pareja disfrutó enormemente.