José de Jesús López de Lara

De manera sorpresiva y tras un operativo implementado por agentes del Grupo Anti-Secuestros de la FGE, fueron arrestados tres policías estatales encubiertos que estaban asignados al área de Inteligencia de la SSPE, tras ser sorprendidos cuando extorsionaban a un automovilista.
De acuerdo a las investigaciones que realizan hasta el momento los agentes de la FGE, los tres policías estatales detenidos aprovechaban que trabajaban encubiertos, para extorsionar a automovilistas, a quienes les “sembraban” droga y luego les exigían fuertes cantidades de dinero a cambio de no arrestarlos y ponerlos a disposición del agente del MP.
El “modus operandi” que llevaron a cabo les funcionó durante varios meses. Sin embargo, fueron descubiertos el miércoles, cuando trataron de extorsionar a un familiar de un funcionario de la Policía Ministerial del Estado.
Durante el miércoles, una camioneta y dos coches interceptaron un automóvil de lujo que se desplazaba por la avenida Paseo de la Cruz y esquina con la calle Josefa Ortiz de Domínguez. De las unidades automotrices descendieron varios sujetos que portaban armas largas y pistolas tipo escuadra.
Los sospechosos sometieron al automovilista, ostentándose como agentes ministeriales. Le informaron, que tenían información de que él se dedicaba a la venta y distribución de drogas, e incluso que ya tenían varias semanas investigándolo.
Aunque el conductor señaló que se trataba de una confusión, uno de los sujetos que al parecer era el comandante del Grupo de Inteligencia de la Policía Estatal, le sugirió que llegaran a un arreglo y así evitar presentarlo ante el agente del Ministerio Público.
Para ello le exigió una fuerte cantidad de dinero, pero debido a que el automovilista le respondió que no contaba con dicha cifra, el policía estatal le pidió que hiciera una llamada telefónica para conseguirlo.
Lo que nunca sospecharon los policías estatales extorsionadores, era que su víctima era familiar de un alto mando de la Comisaría de Policía Ministerial del Estado.
Al avisarle a su familiar que unos policías ministeriales lo estaban extorsionando, de inmediato el mando policiaco envió a un grupo de agentes de la FGE a investigar la delicada denuncia.
Sin embargo, cuando llegaron las patrullas de la FGE, ya solamente estaban en el lugar tres policías estatales, quienes al verse sorprendidos, señalaron que estaban comisionados al área de Inteligencia de la SSPEA y que realizaban una investigación relacionada con el narcomenudeo.
Pero debido a que el automovilista los señaló como los mismos sujetos que trataban de extorsionarlo, los policías ministeriales procedieron a someterlos y esposarlos, además de despojarlos de sus pistolas tipo escuadra que portaban en la cintura.
Cuando los agentes de la FGE registraron el interior de las unidades automotrices en las que se desplazaban, encontraron varias armas largas que fueron aseguradas.
De igual forma, se aseguraron una camioneta Toyota Hilux, color morado; una camioneta Nissan Titan, color blanco; un coche VW Jetta y un automóvil Dodge Attitude, color dorado, propiedad de Gobierno del Estado.
Hasta anoche los tres corruptos policías estatales -cuya identidad no ha sido revelada-, continuaban sujetos a investigación por agentes del Grupo Anti-Secuestros de la FGE.
Y es que se informó que en las agencias del Ministerio Público de la Dirección de Investigación Especializada, existían varias carpetas de investigación donde otras víctimas denunciaban desde hace varios meses, que sujetos que se ostentaban como agentes ministeriales los acusaban de dedicarse al narcomenudeo, y que les “sembraban” droga para después exigirles fuertes sumas de dinero a cambio de no ser detenidos.
No tolerarán actos delictivos…
El secretario de Seguridad Pública del Estado, general Eduardo Bahena, manifestó que no se toleran actos de corrupción en las filas de la Policía Estatal.
Reiteró que para los policías estatales y del Mando Único, los lineamientos no permiten el mal ejercicio del servicio público. Por tanto, la SSPE se mantendrá al margen de las investigaciones que realice la Fiscalía General del Estado en relación a la probable averiguación en contra de tres policías estatales vestidos de civil.