José de Jesús López de Lara

Un peligroso asaltante que había estado operando en Aguascalientes en el año 2003 y que posteriormente fue detenido en la ciudad de Guadalajara, donde cumplió una sentencia de 13 años de prisión, fue arrestado por agentes de la Fiscalía General del Estado de Aguascalientes al momento de abandonar el Penal de “Puente Grande”, Jalisco, en cumplimiento a una orden de aprehensión por el delito de robo calificado con violencia con la agravante de pandillerismo.
Quien ya fue ingresado al Cereso para Varones “Aguascalientes”, es un sujeto identificado como Andrés, alias “El Güero”, de 38 años.
Agentes del Grupo Órdenes de Aprehensión de la FGE se trasladaron al estado de Jalisco, al momento de que abandonaba el Penal de “Puente Grande”, donde había cumplido una sentencia de 13 años de prisión por el delito de robo con violencia.
Al momento en que era puesto en libertad, los policías ministeriales de Aguascalientes lo arrestaron en cumplimiento a la orden de aprehensión vigente que había girado en su contra el titular del Juzgado Segundo Penal.
Y es que de acuerdo a investigaciones llevadas a cabo por agentes del Grupo Anti-Asaltos de la PME, en fecha 21 de abril del 2003, se registró un robo con violencia en una joyería ubicada en la calle 5 de Mayo de la Zona Centro.
El atraco fue perpetrado por tres hombres, quienes ingresaron al local de venta de joyas y con pistolas tipo escuadra amagaron a las empleadas, a quienes encerraron en el baño. Posteriormente, los delincuentes se apoderaron de gran cantidad de alhajas valuadas en casi 600 mil pesos, para posteriormente darse a la fuga.
Más tarde, en fecha 7 de mayo del 2003, un comerciante en joyas fue víctima de otro asalto. Cuando salía de su domicilio ubicado en el fraccionamiento Morelos I y abordaba su automóvil VW Jetta, color rojo, fue interceptado por tres asaltantes, quienes tras amagarlo con pistolas tipo escuadra lo despojaron de una mochila donde llevaba joyas valuadas en 500 mil pesos.
Debido a que el comerciante opuso resistencia, fue agredido a golpes y una vez que le quitaron la mochila con las alhajas, los delincuentes escaparon con rumbo desconocido. Mientras tanto, la víctima fue trasladada en una ambulancia a recibir atención médica, ya que resultó con una herida en la cabeza.
Durante el desarrollo de las investigaciones por parte de agentes del Grupo Anti-Asaltos de la PME, se descubrió que ambos asaltos habían sido perpetrados por los mismos delincuentes.
En base a huellas dactilares y fotografías, fue como se identificó a Andrés, alias “El Güero”, como uno de los sujetos que perpetraron los asaltos.
Fue hasta meses después, cuando se descubrió que Andrés había sido detenido en la ciudad de Guadalajara, Jalisco, tras haber participado en otro asalto a una joyería. Posteriormente, fue sentenciado a 13 años de prisión.