El presidente de la Asociación de Estacionamientos Independientes, Mauricio López Muñoz demandó la regularización del sistema de ‘valet parking’ en Aguascalientes, porque aquél opera sin ofrecer pólizas de seguro a los consumidores y cobran por un servicio donde el vehículo lo estacionan en la vía pública, el cual es un espacio gratuito.

Aseveró que no es justo que los ‘valet parking’ le quiten los clientes a los estacionamientos privados, ya que los primeros prácticamente se llevan las ganancias y dejan los vehículos de los consumidores en la calle, sin ninguna seguridad, que sí ofrecen los propietarios de los estacionamientos.

Además, dijo que los ‘valet parking’ como los franeleros no pagan derecho de piso ni licencias ni personal ni invierten en infraestructura, por lo que se requiere del apoyo de las autoridades competentes para meter en orden estas actividades.

Tras señalar que en Aguascalientes operan alrededor de cuatro empresas de ‘valet parking’, donde una de ellas funciona con más seriedad al rentar terrenos aledaños en torno a las zonas donde presta algún servicio, el dirigente de la Asociación de Estacionamientos aseveró que no hay una ley específica para ese sistema, pero sí hay una muy detallada y exigente para los estacionamientos privados.

Mauricio López Muñoz aseveró que el sistema de acomodadores de coches no ofrece una póliza de seguro a sus clientes, como sí lo hacen los estacionamientos privados que garantizan incidentes como el robo total o parcial y por incendio.

Si bien reconoció que el sistema de aparcacoches no ha funcionado en Aguascalientes tanto como en otras ciudades del país, ya que aquí los automóviles terminan estacionándolos en la vía pública, no cuentan con espacios específicos para ofrecer ese servicio, y lo peor es que le cobran al consumidor por un servicio que se supone debe ir la seguridad implícita.

Es injusto que los propietarios de estacionamientos inviertan en infraestructura e instalaciones y los ‘valet parking’ están cobrando lo mismo o más, aproximadamente entre 20, 30, 40 o 50 pesos, pero no invierten en pólizas de seguro y lo peor es que dejan los vehículos en la calle.

Comentó que el sistema ‘valet parking’ funciona de la siguiente manera. En un restaurante, por ejemplo, el cliente llega con su coche, lo entrega a una persona que está esperando en la puerta y cuando termina su comida se le entrega nuevamente su coche sin tener que moverse de la puerta de entrada. Con este procedimiento el estacionamiento deja de ser un problema para el cliente.

En la zona norte citadina, especialmente en la avenida Colosio, los restaurantes, bares y antros cuentan con su sistema de acomodo, ya que no tienen estacionamientos propios para recibir los vehículos de sus comensales o visitantes. Otros sí tienen estacionamientos y el sistema aparcacoches para ofrecer un servicio adicional al cliente, reconoció.

El servicio de aparcacoches es generalmente un empleado del establecimiento, o un empleado de una empresa subcontratada. Cuando hay un costo, por lo general como un cobro fijo o una tasa basada en el tiempo que el coche está estacionado. Es costumbre dar propina a quien en realidad estaciona el auto, comentó finalmente.