Alta impunidad en las agresiones que sufren las mujeres durante el parto; piden tipificar la violencia obstétrica. Mabel Haro Peralta, presidenta de la Asociación Iberoamericana para el Desarrollo de la Igualdad de Género, sostuvo que dicho delito se encuentra penado en otras entidades país –como en Jalisco–, e incluso está marcado por la Federación, por lo cual, urge legislar en la materia para salvaguardar los derechos humanos de las mujeres.
Indicó que a pesar de que las mujeres son violentadas, no denuncian dicho delito porque desconocen su existencia; agregó que han realizado sondeos entre grupos de féminas y la mayoría desconocen que la violencia obstétrica son negligencias médicas ocurridas antes, durante y después del parto, ya sea contra madre o hijos.
Haro Peralta aseguró que cada parto es distinto, y en ellos las mujeres se exponen a sufrir vejaciones, pues hay médicos y enfermeros que son fríos, los cuales se llegan a burlar de las madres y minimizan su dolor, lo cual ha llevado a que muchas féminas tengan a sus crías en las camas de los hospitales, mientras esperan a que los doctores hagan su recibimiento de su bebé.
Por su parte, Ana Monserrat Torres Valdez, integrante de la asociación, señaló que según diversos estudios, el 80% de las madres sufren de depresión posparto por diversas causas, motivo por el cual debería de haber un seguimiento psicológico, junto con todo los apoyos que sean necesarios para el desarrollo del bebé, y los médicos deberían estar capacitados en perspectiva de género.
Finalmente, Mayra Reynoso Márquez, también integrante de la asociación, manifestó que la tipificación de la violencia obstétrica obligaría a los sectores público y privado a brindar una atención adecuada; para ello, llevarán a cabo un foro para recibir propuestas ciudadanas y de especialistas, para que no sea una propuesta improvisada, sino una figura que otorgue a las mujeres mecanismos reales para que puedan denunciar dichos delitos.