El senador Miguel Romo, vicecoordinador del Grupo Parlamentario del PRI, intervino a nombre de su bancada para apoyar un dictamen que fue discutido en el pleno de la Comisión Permanente y señalar la importancia de que se implemente un esquema de política pública a fin de evitar que todos los alimentos sobrantes en tiendas departamentales y restaurantes, sean desperdiciados.
Durante su intervención, Romo Medina destacó que de acuerdo a estimaciones de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), en México se desperdicia el 37% de los alimentos que se producen, los cuales permitirían alimentar a 7.4 millones de personas en pobreza extrema e inseguridad alimentaria.
El legislador por Aguascalientes destacó que “pese a las cifras que motivan el presente Dictamen, es importante destacar que el Gobierno Federal, a través de los Bancos de Alimentos, ha logrado disminuir el desperdicio de alimentos al recuperar en 2015 poco más de 42 mil toneladas, las cuales se perdían por fallas en la cadena de valor”.
“En el Grupo Parlamentario del PRI estamos conscientes de que es necesario adoptar las mejores prácticas internacionales a fin de medir, informar y gestionar las pérdidas de alimentos y residuos, es por ello que exhortamos de manera respetuosa a la Secretaría de Desarrollo Social y a la Secretaría de Agricultura, Pesca y Alimentación, para que redoblen sus esfuerzos e implementen de manera coordinada con las entidades federativas y municipios, mecanismos y estrategias para reducir el desperdicio de alimentos”, finalizó.