Edgar Sánchez
Agencia Reforma

CULIACÁN, Sinaloa 17-Jun .- Consuelo Loera, madre del narcotraficante Joaquín “El Chapo” Guzmán, abandonó su vivienda en la comunidad de La Tuna, en la Sierra de Badiraguato ante la incursión de grupos armados en la zona.
Marín Robles Armenta, subprocurador general de Justicia de Sinaloa, indicó que personal de la Policía Ministerial, así como del Ejército, acudieron a la vivienda en donde reside la mamá del capo, pero no fueron atendidos debido a que ya no se encontraba en el inmueble.
El funcionario dijo que no sabía cuándo había dejado el domicilio y argumentó que la casa no tiene signos de violencia, por lo que descartó que haya presentado un allanamiento por parte de presuntos sicarios.
“Se manejaba la afectación de la comunidad de La Tuna, que representa una característica especial por la detención de esta persona (‘El Chapo’ Guzmán). El hecho que se manejara que se había irrumpido en ese domicilio, que se había atacado ese domicilio el cual fue constatado de que no presenta daños por disparos de arma de fuego.
“No estaba en el lugar”, señaló.
Robles Armenta explicó que del 11 al 17 de julio los elementos de seguridad del Municipio de Badiraguato y corporaciones estatales reportaron la muerte de cuatro personas, sin embargo, las autoridades confirmaron sólo dos decesos.
El subprocurador descartó que en la sierra del municipio se haya perpetrado una serie de enfrentamientos como se había dado a conocer.
“Acabamos de recabar información veraz en relación a los acontecimientos en las poblaciones de Huxiopa, Arroyo Seco, La Tuna, la Palma, entre otras. La información que tenemos es que no se han dato ese tipo de daños por disparos de arma de fuego en domicilios.
“No se han dado las privaciones de la libertad en esos domicilios o robos o asaltos a esas comunidades. Algunas de las entrevistas que hicieron los policías a los pobladores y textualmente les decían que algunos se salieron por miedo a ser heridos o muertos”, señaló.