Defiende las series de narcos

CIUDAD DE MÉXICO.- Las producciones sobre narcotráfico tienen un buen lugar en las pantallas por una cuestión de idiosincrasia y de que el público pide contenidos que retraten la realidad, consideró Alejandro de la Madrid.
Sin embargo, asegura que ser parte de estos shows no significa que los actores comulguen con el estilo de vida del crimen organizado.
“Los que nos dedicamos a esto atestiguamos lo que está sucediendo. Hay un cambio en la televisión, los medios de comunicación, las historias y quienes están eligiendo son los espectadores”, señaló el actor.
“Nosotros no nos estamos comprometiendo desde un lugar profundo. No es que en mi vida personal crea en eso (el narco), ni lo enaltezco. Es un reflejo de la sociedad, pero no todos estamos de acuerdo”.
El histrión participó en El Señor de los Cielos y recientemente se integró al programa El Capo, en el que da vida a un Policía que va tras un traficante.
Con personajes así, De la Madrid cree que su trabajo es representar estas problemáticas dignamente.
Y es que, explica, ya sea en cine, teatro o televisión, suele encarnar situaciones en las que la gente se puede ver reflejada y reflexionar por sí misma.
“Creo que el teatro interesante es en el que entras de una manera y sales de otra. Es una manera no de resolver, pero sí de cuestionarse”, dijo.
Ejemplo de esto es la obra Lobos por Corderos, de Reynolds Robledo, que se reestrenó ayer en el Teatro Milán y en la que la trama coloca al público en una encrucijada sobre el bien y el mal.
“Es una obra muy contemporánea que habla de temas que están sucediendo en este momento, y creo que la gente debe ir al teatro a generar un poco de conciencia.
“Es una obra que nos encanta y queríamos volver a compartir este mensaje. Se dio la oportunidad de estar 10 miércoles en el teatro de Mariana Garza, y mucha gente se quedó con las ganas”. (Enrique Navarro/Agencia Reforma)