Sorpresivo operativo de seguridad y vigilancia, fue el que llevaron agentes de la Policía Federal en varias empresas de mensajería y paquetería ubicadas en la ciudad de Aguascalientes.
Dentro del despliegue policiaco que llevó a cabo la Comisión Nacional de Seguridad (CNS), los elementos de la Policía Federal aseguraron mil 895 bolsas y monederos de diferentes marcas que habían ingresado a territorio nacional de contra-bando.
Incluso, el pedimento de importación amparaba el traslado de llaves mezcladoras.
Este importante decomiso se registró el jueves cuando policías federales realizaron inspecciones aleatorias en el área de carga de una empresa de mensajería y paquetería ubicada al sur de la ciudad.
En ese lugar, detectaron un paquete rasgado que permitía ver que contenía bolsas de mano para dama, aunque de acuerdo con la carta de porte y el pedimento de importación, amparaba otros productos.
Debido a lo anterior, los elementos de la Policía Federal decidieron consultar en el Servicio de Administración Tributaria (SAT), donde se informó que de acuerdo al número de pedimento de importación, se tenía registrado que el producto consistía en llaves mezcladoras.
Ante dicha anomalía detectada, los policías federales decidieron llevar a cabo una revisión más minuciosa y fue de esta forma que se localizaron y aseguraron un total de 21 paquetes, los cuales contenían bolsas y monederos para mujer.
Dichos paquetes fueron separados del resto y se procedió a su aseguramiento.
Cabe destacar que según la carta de porte y el pedimento de importación, el envío de dichos productos provenía de un depósito dental en la Ciudad de México.
Los paquetes y su contenido fueron trasladados al edificio de la Delegación Estatal “Aguascalientes” de la PGR, donde quedaron a disposición del agente del Ministerio Público de la Federación adscrito a la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo (SCRPPA), quien inició la carpeta de investigación correspondiente.
Asimismo, agentes federales de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) darán seguimiento a las investigaciones, para identificar las direcciones del remitente y destinatario de esta mercancía asegurada.