José de Jesús López de Lara

Una intensa movilización policiaca y de militares se registró durante la madrugada del sábado en el poblado de Coyotes, después de que un operador de tráiler resultó herido de un balazo en el tórax, al resistirse a un asalto que se registró frente a la planta de Pemex.
Se estableció que dos peligrosos hampones pretendieron despojar al chofer del tráiler con doble semirremolque tipo cisterna, que llevaba un cargamento de gasolina.
Los sangrientos hechos se registraron el sábado a las 05:45 de la madrugada, frente a la planta de Pemex que se ubica en la carretera que conduce al poblado de Coyotes, Aguascalientes.
El lesionado fue identificado como Juan Carlos “N” “N”, de 46 años, quien resultó con una herida de bala en el tórax.
A bordo de una ambulancia del ISSEA, fue trasladado a recibir atención médica a la Clínica MAC.
Al lugar de los hechos llegaron militares adscritos a la XIV Zona Militar, policías federales, policías estatales, policías preventivos de Aguascalientes y agentes de la FGE.
Se estableció que el viernes por la noche, Juan Carlos “N” “N” llegó a la planta de Pemex para entregar un cargamento de gasolina.
Lo hizo a bordo de un tráiler marca International, color rojo, con placas de circulación del SPF, que llevaba dos semirremolques tipo cisterna.
Debido a que hasta las 07:00 de la mañana podía ingresar a la planta de la paraestatal a entregar el combustible, el operador decidió estacionarse y se dirigió al área del camarote donde se dispuso a descansar.
Sin embargo, a las 05:45 de la madrugada se despertó al escuchar que quebraran el cristal de una de las ventanas. Y al momento en que pretendió levantarse, fue sometido por dos sujetos desconocidos que lo amagaron con una pistola tipo escuadra.
Los asaltantes carreteros trataron de quitarle las llaves de la unidad y de sus pertenencias.
Pero el chofer Juan Carlos “N” “N” opuso resistencia y fue herido de bala por uno de los asaltantes.
Al escuchar el balazo, los vigilantes de la planta de Pemex fueron a investigar lo que había ocurrido, pero sólo alcanzaron a observar a los dos desconocidos que escapaban corriendo hacia un terreno en despoblado.
Al percatarse que el operador del tráiler se encontraba herido, llamaron a los servicios de emergencia y reportaron el asalto.
A la escena de los hechos llegaron agentes del Grupo Homicidios, Grupo Anti-Asaltos y Grupo Localización de Vehículos de la FGE, así como personal de la Dirección de Investigación Pericial quien aseguró un casquillo percutido calibre 9 mm.
El agente del Ministerio Público de Hospitales inició la carpeta de investigación correspondiente.