David Julián Torres Martínez

Un adicto a las drogas que recientemente se había convertido en padre de familia, le puso fin a su vida al ahorcarse en un mezquite.
El protagonista del suicidio número 25 del año, fue un joven identificado como Ángel de Jesús, de 19 años.
Fue durante la mañana del martes, cuando se hizo el hallazgo del cadáver de Ángel de Jesús, que estaba colgado a la rama de un mezquite ubicado en un terreno en despoblado al oriente de la ciudad.
Fue alrededor de las 11:30 horas del martes, cuando se recibió el reporte al Servicio de Emergencia 911, de que a un costado del fraccionamiento Pintores Mexicanos se encontraba una persona fallecida.
Al lugar de los hechos arribaron patrullas de la Policía Preventiva Municipal de Aguascalientes cuyos oficiales confirmaron el reporte. Encontraron a un joven que estaba colgado del cuello a la rama de un mezquite, donde amarró un lazo.
Al lugar de los hechos llegó también una ambulancia de Bomberos Municipales, así como agentes del Grupo Homicidios de la PME, personal de Servicios Periciales y el agente del Ministerio Público de Hospitales.
Quien hizo el macabro hallazgo manifestó que caminaba por un terreno en despoblado que colinda con la intersección de las calles Juan Soriano y Hermenegildo Bustos, en el fraccionamiento Pintores Mexicanos, cuando repentinamente descubrió a un joven ahorcado a la rama de un árbol de mezquite.
Cabe destacar que minutos después arribó un hermano del ahora occiso, de nombre Jehová, de 27 años, quien hizo la identificación del cadáver del suicida.
Esta persona manifestó que su familiar era adicto a las drogas y que no era la primera vez que había intentado suicidarse.
Lo más grave fue que Ángel de Jesús tenía pocos días de haberse convertido en padre, lamentable que haya dejado en el desamparo a su familia.
Una vez concluidas las diligencias correspondientes, el cuerpo sin vida del joven fue trasladado al Servicio Médico Forense donde se le practicó la necropsia de ley.