La Fiscalía General del Estado consignó a dos hombres por estar involucrados en el asesinato de una persona, registrado el pasado lunes 12 de septiembre en el poblado de Los Arellano.
Luego de las investigaciones realizadas por agentes del Grupo Homicidios de la PME, las pruebas periciales y forenses, así como con la integración de la carpeta de investigación iniciada por el agente del Ministerio Público, el Juez de Control Penal y Juicio Oral, dictó auto de Vinculación a Proceso por el delito de homicidio doloso calificado con las agravantes de alevosía, ventaja y traición, en contra de dos sujetos identificados como Fernando, de 28 años y José, de 50 años.
Ambos individuos, están señalados como imputados en la muerte de Joaquín, de 32 años, a quien asesinaron durante un pleito.
Asimismo, dentro de la misma carpeta de investigación, la Fiscalía General del Estado ofreció elementos de prueba suficientes, para que se dictara auto de vinculación a proceso a José, alias “El Pepe”, por el delito de lesiones dolosas, toda vez que está señalado como imputado en la agresión que sufrió Fernando, durante el desarrollo de la riña.
Fue el pasado 12 de septiembre, cuando se registró una riña en el poblado de Los Arellano, Aguascalientes.
En un terreno baldío, ubicado en la calle Salvador Díaz, fue localizado el cadáver de un hombre identificado como Joaquín. Mientras que en el interior de una casa, se encontraba otra persona del sexo masculino que sangraba profusamente debido a que presentaba varias heridas en la cabeza.
A bordo de una ambulancia de la Cruz roja y con custodia de policías preventivos, el lesionado fue trasladado a recibir atención médica al Hospital Hidalgo.
Mientras tanto, policías preventivos de Aguascalientes persiguieron por las azoteas de varias casas a un sospechoso de estar involucrado en los hechos, el cual momentos después fue interceptado y arrestado.
Este individuo fue identificado como José, quien fue trasladado al edificio de la Dirección General de Investigación del Delito, donde más tarde fue atendido por paramédicos de Bomberos Municipales, debido a que presentaba lesiones en el rostro y la cabeza.
Durante las investigaciones realizadas por agentes del Grupo Homicidios de la PME, se estableció que el día de los hechos, Joaquín se encontraba en su domicilio en compañía de su amigo Fernando.
Ambos estuvieron platicando y en ese momento Fernando se enteró que otro vecino, de nombre José, lo había estado buscando para agredirlo, ya que se había molestado porque supuestamente lo había denunciado con su jefe, de ser la persona que estaba cometiendo algunos robos a sus negociaciones.
Debido a que José vive en la casa contigua de Joaquín, decidió tomar un cuchillo que estaba sobre la mesa con la finalidad de defenderse en caso de toparse con dicho sujeto.
Sin embargo, Joaquín no estuvo de acuerdo, por lo que comenzó a reclamarle y en determinado momento le tiró un “viaje” con el cuchillo a Joaquín, lográndolo herir a la altura del pecho.
Al ver a su amigo que caía al suelo lesionado, Fernando trató de salir de la casa pero en ese momento se encontró con José, con quien comenzó a discutir.
En ese momento Joaquín logró levantarse y trató de intervenir para que no discutieran, pero debido a que Fernando estaba sumamente enojado, con el mismo cuchillo le propinó varias heridas en diferentes partes del cuerpo.
Al mismo tiempo, José comenzó a golpearlo con una varilla que llevaba entre sus manos, por lo que Joaquín logró salir de la casa para evitar más agresiones, pero luego de caminar algunos metros, finalmente cayó muerto en un terreno baldío.
Por su parte, José atacó a Fernando con la misma varilla, quien en un intento por defenderse, tomó un martillo y atacó a su rival, lográndolo lesionar en la cabeza.
Después de ello, Fernando se dirigió a su domicilio donde permaneció hasta la llegada de una ambulancia; mientras que José trató de escapar por las azoteas de varias viviendas, aunque más tarde fue detenido por policías preventivos.