Claudia Guerrero
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 25-Abr.- El Senado concluirá otro periodo ordinario de sesiones sin aprobar las iniciativas presentadas por los partidos Acción Nacional (PAN) y de la Revolución Democrática (PRD) para recortar a la mitad el gasto de los partidos políticos, acusó el legislador panista Francisco Búrquez.
La Cámara alta, aseguró el senador, no fue capaz de avanzar en el tema a pesar del creciente desprestigio de los integrantes de la clase política.
Los senadores ni siquiera analizaron el tema en las comisiones, a pesar de que la petición para la reducción de las bolsas millonarias ya rebasó las 145 mil firmas en la plataforma digital dechange.org.
Según el legislador, la clase política tiene un presupuesto este año de más de 32 mil millones de pesos incluyendo los gastos de Presidencia, el Instituto Nacional Electoral (INE), los partidos y las Cámaras del Congreso.
“El presupuesto de la clase política es de 32 mil millones de pesos, de los cuales 2 mil están contemplados para la Presidencia; 12 mil millones para el Instituto Nacional Electoral; partidos políticos a nivel federal 4 mil millones de pesos, y el Congreso, tanto diputados como senadores son 14 mil millones de pesos”, detalló.
Búrquez advirtió que la mitad de ese gasto representa 80 veces el presupuesto de infraestructura educativa y 5 mil 300 pesos mensuales para atención a personas afectadas con Síndrome de Down.
“Es la danza de los millones, es lo que reciben anualmente los de la clase política y la iniciativa busca liberar o ahorrar 16 millones de pesos que podría significar tres veces el Fondo Nacional del Emprendedor, que es el estandarte de esta Administración”, afirmó.
El panista afirmó que es tan grande el gasto de los políticos, que sólo con ahorrar la mitad de los recursos podría eliminarse el impuesto especial a los alimentos con contenido calórico, al que calificó como una medida recaudatoria.
Tras afirmar que el único lenguaje que entiende la clase política es la presión, adelantó que organizaciones de la sociedad civil están interesadas en impulsar una iniciativa ciudadana para exigir una reducción del gasto político.
Informó que los legisladores que también impulsan la propuesta intensificarán sus gestiones, para que el recorte se tome en cuenta en el diseño del paquete económico 2017.
“Nos urge que esta discusión se lleve a cabo porque viene la discusión del Presupuesto y en los criterios que acaba de enviar la Secretaría de Hacienda no vienen contempladas estas partidas”, mencionó.
“Entendemos que la clase política defiende sus privilegios, pero también sabemos que para que cambien las cosas necesita haber presión como la que ha ocurrido en Guatemala y Brasil”.