Carlos Gutiérrez Gutiérrez

El empleo de cámaras de video al interior de los camiones urbanos, inhibiría delitos como el robo o el acoso que se dan dentro de las unidades, estimó Salvador López Silva, presidente de ATUSA.
Dijo que hasta ahora el empleo de cámaras ha sido un proyecto que no se ha concretado, pero que sería de gran utilidad para mejorar la seguridad dentro de cada una de las unidades que actualmente prestan el servicio de transporte público.
Hace tiempo, unos concesionarios colocaron por su cuenta cámaras de videovigilancia dentro de los camiones y se vio que en esas unidades disminuyeron los incidentes de este tipo, por lo que estimó que sería de gran utilidad poner en marcha un programa, como tal, para que todas las unidades estuvieran vigiladas con cámaras que pudieran estar monitoreadas desde una central para atender cualquier incidente de robo o acoso.
Reconoció que este tipo de problemas se dan con relativa frecuencia al interior de los camiones urbanos y dijo que de contar con esta tecnología, los rateros y los acosadores de mujeres, disminuirían significativamente.
“No les gusta ser videograbados, porque habría evidencia de sus malos actos, por eso, si las unidades contaran con cámaras y se informara a todos los usuarios de la existencia de las mismas, aquellos que gustan de acosar a las mujeres y a las niñas cuando los camiones van llenos, se limitarían, y diseminarían este tipo de hechos que dañan seriamente la salud emocional de las mujeres usuarias del transporte urbano”.
Sería interesante que se pudiera explorar la posibilidad de que, mediante un programa regulado por el Gobierno, se pudieran dotar a todas las unidades del sistema de vigilancia, sin embargo, dijo que esto quedó en una simple intención, en un proyecto solamente, que debería ser retomado para mejorar la seguridad de los usuarios y sobre todo de las mujeres usuarias de los camiones urbanos.
Por otro lado, el presidente de ATUSA, adelantó que para este ciclo escolar que iniciará, serán poco más de 30 mil las credenciales de descuento que serán otorgadas a estudiantes, para que puedan usar el servicio a un bajo costo.
Cada inicio de ciclo escolar, hay alumnos que ya concluyeron sus estudios y un número similar se incorpora a este esquema de apoyo solidario que han venido otorgando los propietarios de camiones urbanos desde hace muchos años.
El apoyo consiste en el descuento de poco más del 60% del precio actual, es decir, si la tarifa actualmente está en 6 pesos, los estudiantes sólo pagan 2 pesos con 50 centavos, lo cual, para ellos representa una ayuda muy valiosa.
Dijo que los estudiantes interesados en obtener una tarjeta de descuento, deberán acudir a las oficinas de ATUSA con su comprobante de estudios vigente y si es la primera vez que recibirá tarjeta, deberá incluir su CURP.