José de Jesús López de Lara

Un peligroso sujeto que en agosto del 2016 asesinó a un comerciante de un balazo en la cabeza, durante un fallido asalto a un mini super en la ciudad de San Luis Potosí, fue capturado en Aguascalientes por agentes de la FGE.
Quien ya fue trasladado a San Luis Potosí, para ponerlo a disposición del Juzgado Penal de Primera Instancia, es un sujeto identificado como Joel, alias “El Pelón”, de 27 años.
Esta persona fue detenida por policías ministeriales de Aguascalientes y San Luis Potosí el jueves por la tarde, durante un operativo en el Nuevo Hospital Hidalgo ubicado en la avenida Gómez Morín, donde el sospechoso trabajaba como carpintero.
Se le cumplimentó una orden de aprehensión por los delitos de homicidio doloso calificado con la agravante de ventaja y robo calificado.
El pasado jueves por la mañana, llegaron a Aguascalientes un grupo de policías ministeriales de San Luis Potosí, a fin de solicitar apoyo para ubicar y detener a un sospechoso de un crimen registrado en agosto pasado.
Las investigaciones llevadas a cabo por agentes de la PGJE de San Luis Potosí, apuntaban a que el sospechoso y fugitivo se encontraba en la ciudad de Aguascalientes.
Incluso, se tenía el dato de que dicho individuo se encontraba trabajando en la obra en construcción del nuevo Hospital Hidalgo.
Con esta información, agentes del Grupo Homicidios y Grupo Órdenes de Aprehensión de la PME, en coordinación con los agentes ministeriales de San Luis Potosí, se dirigieron a la avenida Gómez Morín, donde se localiza el nuevo Hospital Hidalgo.
Se implementó un operativo de vigilancia permanente en todo el perímetro de la obra en construcción, y ya por la tarde, cuando comenzaron a salir los trabajadores, se logró ubicar y detener a Joel, ya que los ministeriales contaban con fotografías del sospechoso.
De inmediato Joel, alias “El Pelón”, fue trasladado al edificio de la Dirección de Investigación Especializada, donde se hizo entrega del detenido a los agentes ministeriales de San Luis Potosí para su traslado a aquella ciudad.
Los hechos en los que se vio involucrado Joel, ocurrieron el 7 de agosto del 2016.
En esa fecha, se registró un asalto en un mini super con razón social “El Sitio”, ubicado en la calle Esmeralda y esquina con la avenida Coral, en la colonia Del Valle de la ciudad de San Luis Potosí.
El atraco fue perpetrado por tres hombres, de los cuales dos llevaban armas de fuego cortas, mientras que otro más iba armado con un cuchillo.
Los asaltantes amagaron de inmediato a los empleados, siendo ellos un hombre identificado como Ariel Alejandro y su hija, a quienes llevaron a un extremo del pasillo de la negociación, donde estaba la caja registradora.
En ese lugar, los obligaron a que se hincaran y entregaran el dinero. Sin embargo, Ariel Alejandro opuso resistencia, por lo que uno de los asaltantes que resultó ser Joel, le apuntó con la pistola tipo escuadra a la cabeza y le disparó.
En ese momento, los hampones decidieron abortar el atraco y escaparon corriendo en diferentes direcciones. A pesar de que se implementó un operativo policiaco, no se logró dar con el paradero de los asaltantes y asesinos.
Por su parte, el comerciante Ariel Alejandro fue trasladado con vida a recibir atención médica a un hospital, aunque horas más tarde murió por el balazo recibido en la cabeza.
Cuando agentes de la División de Homicidios de la PGJE de San Luis Potosí iniciaron las investigaciones, descubrieron que el mini super asaltado contaba con cámaras de vigilancia.
Tras ser analizados los videos, se logró la identificación de los hampones. Uno de ellos fue arrestado días más tarde y resultó ser hermano de Joel, alias “El Pelón”.
El detenido confesó que fue su hermano Joel el que había matado de un balazo al comerciante y tras cometido el crimen escapó hacia Aguascalientes, por lo que el operativo de búsqueda se extendió a esta ciudad donde finalmente fue ubicado y detenido.
Cabe destacar que tras la captura de Joel, alias “El Pelón”, éste confesó que tras el fallido asalto y matar al comerciante, escapó hacia la ciudad de Aguascalientes, donde rentó una casa en el fraccionamiento Lomas del Chapulín.
Posteriormente, consiguió trabajo como carpintero en lo que será el nuevo Hospital Hidalgo, lugar donde finalmente fue detenido.