Un motociclista resultó lesionado al sufrir aparatosa caída, mientras se desplazaba por la carretera federal 70 Oriente.
A pesar de que resultó con fractura expuesta de tibia y peroné, que le provocó una impresionante hemorragia, el motociclista tuvo las fuerzas de trasladarse hasta la Puerta de Acceso “Oriente”, donde pidió ayuda a los policías estatales que estaban comisionados a la vigilancia en dicho lugar.
Al percatarse los oficiales de la impresionante lesión que presentaba el motociclista, de inmediato se pidió el apoyo de una ambulancia para trasladarlo a recibir atención médica a un nosocomio.
Quien resultó seriamente lesionado fue un hombre identificado como Óscar, de 25 años.
El pasado sábado, esta persona se desplazaba a bordo de una motocicleta marca Honda, color rojo y sin placas de circulación, por la carretera federal 70 Oriente, en dirección de oriente a poniente.
Según narró el propio Óscar, procedía del poblado de Betulia, Jalisco con dirección a la ciudad de Aguascalientes.
Sin embargo, durante el trayecto sufrió una aparatosa caída de la moto, que le provocó una fractura expuesta de tibia y peroné, además de presentar una fuerte hemorragia por la zona donde quedó expuesto el hueso.
Debido a que en esos momentos no pasaba ningún automovilista o había alguna persona que pudiera ayudarlo, el joven Óscar tuvo las fuerzas necesarias para volver a subir a su motocicleta y dirigirse hasta la Puerta de Acceso “Oriente”, ubicada en el municipio de El Llano.
En ese lugar pidió ayuda a los policías estatales que se encontraban de vigilancia. Al percatarse los oficiales que presentaba una abundante hemorragia, procedieron a recostarlo y aplicarle un torniquete para controlar la pérdida de sangre, mientras se solicitaba el apoyo de una ambulancia.
Instantes después llegó la ambulancia ECO-329 del ISSEA, cuyos paramédicos se encargaron de trasladar al lesionado a recibir atención médica al Hospital Tercer Milenio, donde actualmente se encuentra internado.

APOYO A TRAILERO
Por otra parte, policías estatales brindaron apoyo al chofer de un tráiler, quien sufrió un fuerte problema de salud que requirió ser trasladado a recibir atención médica.
Los hechos se registraron durante la madrugada del lunes, cuando policías estatales se desplazaban por la carretera federal 45 Norte.
Al llegar a la altura del municipio de Rincón de Romos, fueron interceptados por un tráiler marca Freightliner, color blanco, con placas de circulación del SPF, cuyo chofer les pidió ayuda.
Esta persona cuya identidad no fue revelada, les comentó que requería la presencia de una ambulancia que lo trasladara a algún nosocomio, ya que tenía un fuerte dolor en los riñones, además de presentar una hemorragia.
Señaló que minutos antes, al detenerse en una gasolinera, pasó al sanitario para hacer sus necesidades fisiológicas y en ese momento se percató de que presentaba una hemorragia, además de sufrir intenso dolor en los riñones.
Los policías estatales requirieron la presencia de los servicios médicos, arribando minutos después la ambulancia ECO-339 del ISSEA, a bordo de la cual el trailero fue trasladado a recibir atención médica al Hospital General de Rincón de Romos.