José de Jesús López de Lara

Un sospechoso de cometer un asesinato en Michoacán y quien se encontraba prófugo desde el año 2001, finalmente fue localizado en el municipio de Jesús María, donde fue detenido por policías preventivos de ese lugar.
Fue identificado como Rolando, quien en la actualidad cuenta con 40 años de edad.
Se descubrió en el Sistema “Plataforma México”, que dicho sujeto estaba considerado como prófugo de la justicia.
Y es que desde el año 2001 era buscado por agentes de la PGJE de Michoacán, por estar involucrado en un asesinato registrado en el año 2001, en el poblado de Las Palmas, perteneciente al municipio de Ocampo, Michoacán.
Su captura se registró el pasado jueves, cuando policías preventivos de Jesús María se encontraban realizando labores de vigilancia en la Zona Centro del municipio de Jesús María.
Al desplazarse la unidad policiaca por la Plaza Principal, detectaron a un hombre que estaba ingiriendo bebidas alcohólicas.
Debido a que estaba cometiendo una falta administrativa, los policías preventivos de Jesús María decidieron detenerlo, pero repentinamente dicho sujeto comenzó a amenazarlos de muerte y a insultarlos.
Los oficiales de la DGSPM de Jesús María procedieron a someter a dicho individuo, quien en todo momento se negó a revelar su identidad.
Debido a ello fue trasladado ante el agente del Ministerio Público de Jesús María, donde mediante sus huellas dactilares, se le identificó como Rolando, de 40 años, originario del estado de Michoacán.
Al momento de consultarse su identidad en el Sistema “Plataforma México”, se descubrió que este individuo era considerado prófugo de la justicia, pues era buscado por la PGJE de Michoacán desde el año 2001, ya que tenía con una orden de aprehensión vigente por el delito de homicidio doloso calificado.
Tras ser investigado por agentes del Grupo Ordenes de Aprehensión de la FGE, se descubrió que en el año 2001, Rolando asesinó durante una riña a una persona del sexo masculino de nombre Dimas, de 28 años de edad.
Fue en el poblado de Las Palmas, perteneciente al municipio de Ocampo, Michoacán, donde se llevó a cabo un baile.
Rolando llegó a dicho baile montado en un caballo alazán y al momento de salir del evento, se dio cuenta de que le habían robado su equino.
Por tal motivo decidió buscarlo y momentos después descubrió que Dimas se había apoderado del caballo.
Debido a que Rolando se encontraba bajo los influjos de las bebidas alcohólicas, fue a su casa en busca de una escopeta y luego se dirigió al domicilio de Dimas, donde al observarlo lo mató de varios balazos,
Posteriormente, cuando Rolando se dio cuenta de que llegaban policías preventivos y policías judiciales, escapó con rumbo al cerro donde permaneció escondido.

MATAN A SU PAPÁ
Durante las investigaciones realizadas por los agentes de la FGE, se estableció que poco después de la medianoche, Rolando regresó a la casa de sus papás, descubriendo que su papá había sido asesinado por los familiares de Dimas, a quien lo agredieron con varios cuchillos.
Debido a que se asustó, optó por escapar hacia la ciudad de Morelia, lugar en que abordó un camión de pasajeros y se trasladó al Distrito Federal, donde permaneció por espacio de seis meses, tiempo en el cual estuvo trabajando en la obra como albañil.
En ese entonces, la constructora donde trabajaba le pidió que se trasladara a Aguascalientes para trabajar en la construcción de un fraccionamiento, por lo que sin dudar aceptó y fue en el año 2002 cuando arribó al municipio de Jesús María, donde permaneció hasta el momento de su captura.
Se espera que en el transcurso del sábado, arriben a Aguascalientes un grupo de agentes de la PGJE de Michoacán, a fin de que les sea entregado el detenido y de esta forma ponerlo a disposición del juez del municipio de Ocampo, ya que tiene una orden de aprehensión vigente en su contra.