El comercio organizado reportó un incremento en las ventas de productos y servicios del 25%, durante el pasado 9 y 10 de mayo, informó su presidente, Rubén Ángel Berumen de la Cerda. En contraste, los restauranteros sólo aumentaron en 2% sus ventas esos días.
Informó que de acuerdo a un sondeo realizado entre algunos de los comerciantes socios de la Canaco de diversos giros, estimó que las ventas aumentaron, durante el día previo y el mero Día de las Madres, destacando rubros como regalos, ropa, zapatos, y flores.
Agregó que a quienes les fue mejor durante este día, que es considerado como el día de mayores ventas en el año, fue a las florerías, quienes prácticamente reportaron que duplicaron sus ventas por el Día de las Madres.
“Las florerías fueron las que más trabajo tuvieron, porque la gente, si anda muy gastada, con menos de 50 pesos se hace de un detallito para no dejar pasar la fecha que es la que más ventas genera en el año”.
Desde un día antes se incrementó la demanda de flores, en arreglos para mamás vivas y para muertas, ya que es una tradición que los cementerios acudan a visitar a quienes ya partieron de este mundo y aprovechan para llevarles flores a sus sepulcros, afirmó el dirigente de dicha Cámara.
Consideró que en otros años, las ventas han estado mucho mejor que ahora; en general aumentó poco el porcentaje de artículos que habitualmente se venden en esta temporada que llega a superar el 50%, sin embargo, consideró que no les fue mal.

A los restauranteros no les fue tan bien como esperaban en el Día de las Madres.
Con un discreto 2% de aumento en ventas, los restauranteros esperaban más del Día de las Madres, informó su dirigente, Santiago Muñoz Romo.
Indicó que un factor que hizo desinflar la expectativa que tenía el sector de los alimentos preparados fue el hecho de que el 10 de mayo cayó entre semana, lo que reduce considerablemente las ventas en esta fecha.
Indicó que de alguna manera vendieron lo mismo que en otros años, es decir, las ventas no bajaron y eso fue ya una gran ventaja.