El relevo de Luis Videgaray y el arribo de José Antonio Meade a la Secretaría de Hacienda, envía señales positivas al sector empresarial, ya que se abre la oportunidad de hacer ajustes a la política fiscal, para hacer más competitivas a las empresas del país, estimó Pedro de la Serna López, presidente del Consejo Coordinador Empresarial de Aguascalientes (CCEA).
Consideró que los cambios dentro de una administración, generalmente son positivos y en este caso, la oportunidad que ve la iniciativa privada es que, con la llegada de José Antonio Meade, se pueda “recomponer” el tema fiscal, para dotar al país un marco tributario más equilibrado y que estimule verdaderamente a la actividad empresarial.
Dijo que uno de los principales impulsores de la actual política fiscal fue precisamente Luis Videgaray, quien fomentó la reforma fiscal tal cual la venimos aplicando, y que en los hechos quedó demostrado que la normatividad tributaria, lejos de estimular el crecimiento, lo ha venido frenando, por lo que, su salida seguramente dejará cierto margen para realizar los ajustes a la política industrial que demanda el país en estos momentos.
Destacó además que justo hoy jueves, entra al Congreso de la Unión la primera parte del paquete económico 2017, concretamente la iniciativa de ley de ingresos, que será debatida en el Congreso y que al flamante secretario de Hacienda le tocará atender.
“Es un hombre con experiencia y eso genera confianza entre los inversionistas, no sólo extranjeros sino nacionales, debido a que ya demostró que sabe conducir la Hacienda nacional”.
Al respecto, dijo que asume enormes retos, uno de ellos es generar los equilibrios en el gasto, impulsar, desde la Secretaría de Hacienda, la recuperación del crecimiento del país, dado que hay un enorme déficit que preocupa mucho por las implicaciones que eso tiene a futuro.
“El déficit alcanza el 47% del Producto Interno Bruto, lo que hace de nuestra economía, un enorme reto para mantener el control de las principales variables macroeconómicas con el mejor costo social posible”.
Es un perfil técnico probado y su paso por la SEDESOL seguramente impregnará la política tributaria con un alto sentido y sensibilidad social, destacó el dirigente empresarial.
Respecto del nuevo titular de la SEDESOL, Luis Enrique Miranda Nava, indicó que se conoce muy poco su desempeño en la Secretaría de Gobernación, pero se espera que logre un buen nivel de eficiencia al frente de una de las secretarías más importantes de la administración pública federal.
“Son tiempos de redoblar esfuerzos, de impregnar de creatividad los negocios y de impulsar desde cada una de las empresas, el firme propósito de generar mayor riqueza y los nuevos empleos que requieren los mexicanos”, sostuvo.