Bautizan a José Miguel

Como hijo de Dios finalmente fue reconocido el pequeño José Miguel Perales Alonso, al recibir de manos del representante de Cristo en la tierra el sagrado sacramento del bautismo, durante una emotiva ceremonia realizada en el templo de Nuestra Señora del Rosario.
Vestido con un hermoso ropón, el niño fue llevado a la pila bautismal por sus papás Jorge Perales y Beatriz Alonso, donde recibió en su frente el agua bendita que el pastor de la Iglesia católica derramó, en señal de que como todos los bautizados, ahora goza también él de esta enorme dicha.
Fue durante su sermón que el padre dio la bienvenida en nombre de Jesús a su nuevo siervo, que será encauzado por el camino del bien de la mano, primeramente de sus padres, que le dieron la vida y que le guiarán el resto de sus días, y de sus ahora padrinos, José Perales Macías, Yolanda y Magdalena Alonso, quienes adquirieron el compromiso con el pequeño por propia voluntad, serán los encargados de orientarlo, con buenos consejos y enseñarlo a tomar buenas decisiones y brindándole en todo momento un buen ejemplo, siempre basándose en el amor de Dios. Después del ritual sagrado, familiares y amigos los acompañaron al Jardín Oriente, para celebrar tan importante ocasión, en donde compartieron el pan y la sal para festejar al recién bautizado.