José de Jesús López de Lara

Un hombre estuvo a punto de matar a su familia, cuando a bordo de un coche VW Jetta le intentó ganar el paso a un tren carguero y fue brutalmente embestido.
El saldo de este accidente registrado en el municipio de Cosío, Aguascalientes, fue de tres personas heridas, entre ellas una niña de apenas un año de edad.
Los sangrientos hechos ocurrieron aproximadamente a las 12:20 horas, en la carretera estatal No. 50 y cruce con vías del FF.CC., a la altura del kilómetro 1+200.
Las personas que resultaron heridas fueron el joven José, de 21 años; su esposa Nidia Elizabeth, de 21 años y la hija de ambos, de nombre Ashli Sharley, de apenas un año.
Lo anterior provocó una gran movilización de Bomberos Estatales, Bomberos Municipales de Rincón de Romos, personal de Protección Civil Estatal, policías estatales y policías preventivos de Cosío, así como ambulancias del ISSEA, a bordo de las cuales las víctimas fueron trasladadas a recibir atención médica.
Al momento de los hechos, esta familia que vive en la avenida Díaz Ordaz del poblado Refugio de Agua Zarca, en Zacatecas, viajaba a bordo de un automóvil VW Jetta, color rojo y placas de circulación del estado de Zacatecas, el cual era conducido por José.
La unidad automotriz se desplazaba por la carretera estatal No. 50, cuando al llegar a la altura del kilómetro 1+200, donde se ubica un cruce del FF.CC., el conductor pretendió atravesar las vías a pesar de que se aproximaba un tren carguero.
De manera imprudente y arriesgando su vida y la de su familia, José no hizo el alto obligatorio y trató de ganarle el paso al tren, pero al encontrarse sobre las vías del FF.CC. el coche VW Jetta fue embestido brutalmente por la máquina de Ferromex, con número económico 4817, la cual era tripulada por el maquinista Roberto, de 33 años, con domicilio en el fraccionamiento Vistas de Oriente.
El automóvil fue arrastrado varios metros, hasta terminar volcado sobre su toldo y completamente destrozado.
Fue de tal magnitud el impacto, que el motor del vehículo salió desprendido y quedó a unos 30 metros de distancia. Asimismo, la máquina 4817 de Ferromex también se desprendió de los vagones.
Bomberos Estatales y Bomberos Municipales se dieron a la tarea de rescatar al hombre, su esposa y su hija, que quedaron atrapados entre los fierros retorcidos del coche en que viajaban.
Posteriormente, en las ambulancias ECO-330 y ECO-332 del ISSEA los lesionados fueron trasladados a recibir atención médica.
El conductor José ingresó al HGZ No. 1 del IMSS, mientras que su esposa Nidia Elizabeth y su hija Ashli Sharley, fueron trasladadas a recibir atención médica al Hospital General de Rincón de Romos.