Benito Jiménez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO  12-Jul .- Elementos de la Secretaría de Marina aseguraron casi una tonelada de cocaína en 33 bultos que se encontraban flotando en el mar, frente a las costas de Chiapas.
Los marinos, adscritos la Decimocuarta Zona Naval, realizaron la operación marítima y aérea a 165 millas náuticas (305 kilómetros) al sureste de Puerto Arista, Chiapas.
“En su interior se encontraron diversos paquetes conteniendo sustancia con características similares al clorhidrato de cocaína, con un peso total preliminar superior a 900 kilos”, estableció la Marina en un comunicado.
La Armada de México aseguró que el resultado del aseguramiento fue derivado del trabajo investigación y vigilancia en la mar “negando así el paso a embarcaciones que son empleadas para traficar droga en el Océano Pacífico frente a las costas mexicanas”.
Los bultos asegurados fueron trasladados al muelle de la Decimocuarta Zona Naval en Puerto Chiapas y posteriormente puestos a disposición del Ministerio Público Federal en la Subdelegación de la PGR de Tapachula, añadió la Semar.
Apenas en junio, la Armada colombiana decomisó una tonelada de cocaína en el interior de un semisumergible cuando estaba en altamar y capturó a tres sujetos originarios de ese país.
El aseguramiento se registró cerca de la isla de Gorgona y su destino era México.
El semisumergible tenía 12 metros de largo por 2.5 de ancho y sería el quinto decomisado a la bandas de narcotraficantes en diferentes partes de Colombia en 2016.
Desde 2011 se dio a conocer que los cárteles mexicanos reciben embarques de cocaína del Cártel del Norte del Valle de Colombia en submarinos clandestinos, con capacidad para 8 toneladas, y buques con hasta 10 toneladas del alcaloide.
La droga es recogida en altamar, según las coordenadas que los traficantes mexicanos establecen, y el envío se paga cuando llega al Distrito Federal y Culiacán, ciudades que han convertido en las bodegas más importantes en México, de acuerdo con la indagatoria PGR/SIEDO/UEIDCS/003/2011.