En un taller mecánico ubicado en el fraccionamiento Morelos II, policías ministeriales aseguraron dos camiones de volteo que habían sido robados en San Luis Potosí.
Se trata de dos camiones Mercedes Benz, tipo Torton, modelos 1993 y 1994, respectivamente, ambos en color blanco y con placas de circulación del estado de Guerrero.
Este aseguramiento se derivó de una denuncia presentada en la Agencia del Ministerio Público de la Dirección de Investigación de Delitos.
El denunciante señaló ser el representante legal de una empresa dedicada al ramo transportista, que tiene sus oficinas en San Luis Potosí.
Es el caso que a mediados del 2016, decidieron iniciar operaciones en Aguascalientes, por lo que enviaron a uno de sus empleados para que se encargara de abrir mercado en esta ciudad, para lo cual le facilitaron dos camiones tipo Torton.
En un principio todas las negociaciones se llevaron a cabo con toda normalidad, pero con el paso del tiempo la empresa perdió todo contacto con su empleado.
Por tal motivo los propietarios de la empresa transportista decidieron enviar a su representante legal para ver lo que estaba ocurriendo, siendo en ese momento en que descubrieron que el empleado estaba haciendo uso de los dos camiones materialistas que le habían sido encomendados, para su beneficio personal.
Agentes de la Fiscalía General del Estado se encargaron de iniciar con las investigaciones correspondientes y descubrieron que el empleado ya había escapado de Aguascalientes, al darse cuenta de que lo estaban buscando.
De igual descubrieron que los dos camiones de volteo se encontraban dentro de un taller mecánico ubicado en la avenida Héroe Inmortal y esquina con avenida Siglo XXI Sur, en el fraccionamiento Morelos II.
Con esta información, policías ministeriales del Grupo Localización de Vehículos y el agente del Ministerio Público de la Dirección de Atención Especializada, llevaron a cabo un cateo en dicho predio y lograron recuperar las dos unidades de carga.
Cabe destacar que se inició una carpeta de investigación por el delito de abuso de confianza, mientras que policías ministeriales continúan con las investigaciones a fin de ubicar y detener al desleal empleado.