José de Jesús López de Lara

Solitario asaltante perpetró un robo a mano armada en un restaurante ubicado en el Centro Comercial Plaza “San Telmo”, ubicado en la avenida Prolongación Zaragoza.
Los violentos hechos tuvieron lugar aproximadamente a las 12:30 horas del jueves, en la llamada Zona Dorada de la ciudad.
Un hombre de entre 35 y 40 años, que vestía una playera tipo polo en color azul, pantalón de mezclilla y lentes oscuros, ingresó a un restaurante con razón social “Mangerie”, especializado en desayunos y que se ubica en la Plaza “San Telmo” Town Center, donde había varias jovencitas comiendo.
El hampón que era de tez moreno, con corte de cabello tipo militar y de complexión obesa, se dirigió hacia la mesa donde estaban las jóvenes mujeres, a quienes amagó con una pistola tipo escuadra, al tiempo que les exigía que le entregaran todas sus pertenencias.
Las asustadas mujeres optaron por no oponer resistencia y colocaron sobre la mesa todos los objetos de valor que llevaban, como eran bolsas, carteras, dinero en efectivo, teléfonos celulares y alhajas.
El delincuente tomó apresuradamente el botín y luego abandonó el local, no sin antes amenazar a los empleados para que no lo siguieran.
El hampón se dio a la fuga a bordo de una motocicleta de pista que había dejado en el área del estacionamiento de la plaza comercial.
Al lugar de los hechos arribaron momentos después las patrullas 0354-B1 y 0500-B1 de la Policía Preventiva, cuyos oficiales fueron los primeros en tomar conocimiento de los hechos.
Posteriormente, llegaron policías estatales y agentes ministeriales, quienes implementaron un operativo por toda la zona, pero no lograron dar con el paradero del hampón.
En este operativo también participó el helicóptero “Águila Uno” de la Policía Estatal, que sobrevoló un amplio sector de la zona norte de la ciudad, pero no fue posible ubicar al asaltante.
Hasta el momento se desconocía el monto de lo robado. Agentes del Grupo Anti-Asaltos de la Policía Ministerial del Estado acudieron al lugar de los hechos para iniciar con las investigaciones correspondientes.
Según narraron los empleados, como a las 10:00 de la mañana llegó un grupo de aproximadamente 15 jóvenes mujeres, quienes se sentaron en varias mesas para desayunar.
En ese lugar permanecieron varias horas, hasta que aproximadamente a las 12:15 horas se retiraron entre 8 y 10 mujeres y el resto permaneció en una de las mesas.
Unos 10 minutos más tarde ocurrió el asalto. Los empleados señalaron que en un principio no le dieron importancia, ya que el delincuente se acercó a las mujeres comportándose muy amable, por lo que en un principio imaginaron que era parte del grupo.