Heriberto Alcalá Guerrero

Presunto mini-narco armado, fue detenido por elementos de la Policía Preventiva Municipal. Le aseguraron arma de fuego con cinco cartuchos útiles y una bolsa que contenía cristal.
El presunto responsable fue detenido en la colonia Insurgentes. Fue identificado como Édgar, de 27 años de edad.
Los oficiales se desplazaban sobre las calles Francisco Carrera y Convención Huertas; en ese punto observaron al hoy acusado. De pronto, sin motivo aparente el sujeto intentó correr, como si hubiese visto algo sobrenatural. Obvio, esa repentina reacción despertó la sospecha de los oficiales y de inmediato le marcaron el alto.
Metros adelante el indiciado se detuvo. Acertada fue su decisión porque no tenía posibilidades de burlar a los oficiales. También se abstuvo de sacar la pistola porque lo hubiesen acribillado.
Hasta ese instante los oficiales ignoraban qué portaba el sospechoso. Tomaron las necesarias medidas de seguridad antes de iniciar la revisión preventiva. Lo primero que le aseguraron fue arma de fuego tipo revólver calibre .38, en color negro, con cinco cartuchos útiles.
Después apareció la bolsa de plástico transparente; contenía sustancia sólida granulada y cristalina, características de la droga llamada “cristal”. El presunto narcomenudista permaneció callado, nada dijo sobre el arma y la droga.
Finalmente lo trasladaron ante el Agente del Ministerio Publico de la Federación.