Por: Sommelier Jorge Martínez

Gusto en saludarlos, amigas y amigos; muy bienvenidos sean a este Apuntes del Sommelier. Como siempre, es un placer recibirlos.
Muy bien, amigos lectores de El Heraldo de Aguascalientes, el día de hoy comentaré un poco todo lo relacionado a lo que sucede con los vinos en los establecimientos que nos los ofrecen, y con este tipo de establecimientos me refiero a las tiendas especializadas, a los autoservicios, a los restaurantes, e inclusive a cadenas comerciales que hoy tienen una oferta de vinos en sus anaqueles. Yo les quiero mencionar los que, a mi juicio, son puntos demasiado importantes para lograr una buena selección de vino. Esta inquietud nace porque en muchas ocasiones no se nos da información precisa del vino que vamos a degustar, y aquí empieza un camino muy importante para todos los que somos consumidores, y que con mucho gusto veo que cada día somos más y más.
Considero que debemos de exigir, pero siempre de buena manera, información del vino que nos están ofreciendo; es importante que el consumidor demande la información necesaria del vino que pueda satisfacer el gusto que en ese momento traemos. Voy a ser más claro, y para entendernos citaré un ejemplo que me ayude a precisar la intención de este mensaje sobre la información de los vinos cuando los compramos.
Comenzaré por la tienda de autoservicio que nos ofrece vinos; no es regla, pero muy seguido sucede que llegamos a dichas tiendas y a veces nos encontramos con algún promotor de vinos que podría resolvernos alguna duda del vino que queremos comprar, y es precisamente aquí donde sería muy bueno que se nos diera la información necesaria, ya que los vinos son un producto que hoy en día viene incrementando sus ventas, y como tal, agradeceríamos que así se nos atendiera. Si ustedes recuerdan, cuando llegamos al Departamento de Carnes Frías y Salchichonería, algunos metros antes de llegar empieza la gritadera de las vendedoras, quienes se lanzan con sus promociones ofertando con el clásico “Pásele, pásele, ¿qué va a llevar? Lo tenemos de pavo, también de pierna, bajo en sal, sin conservadores. ¡Pruébelo, le va a encantar!” Y bueno, más o menos así. ¿Se imaginan si así estuviera el Área de Vinos? Sería algo padrísimo, resolveríamos nuestras dudas y más rápido podríamos valorar los vinos y regresar a comprar al establecimiento, ya que nos sentiríamos muy cómodos por la atención; es aquí donde a nosotros, los consumidores, nos corresponde hacer, de buena manera, una petición a las gerencias de estas tiendas para que podamos encontrar información más valiosa referente a cada vino, y con seguridad nos iremos más contentos con nuestra compra.
La idea de formular estas peticiones de dar información es muy valiosa, porque es la forma en que las empresas se darán cuenta que el vino es un producto digno de ponerle más atención, para que el consumidor esté más satisfecho con sus compras. De cierta forma, pasa así en algunos restaurantes, no encontramos información de los vinos que ofrecen, aunque también luego encontramos varios que ya han trabajado el camino de mostrarnos la información de los vinos, y es realmente lo que en este Apuntes del Sommelier estamos tratando de compartir, para que de buena manera hagamos tales peticiones a quienes nos ofrecen vinos, y seguramente pondrán más atención para que nosotros los consumidores seamos los beneficiados; de aquí nace el conocimiento y experiencia en los vinos, porque cada vez que abrimos una botella encontraremos una historia en las cosas de vino.
Con el paso del tiempo y con la continuidad iremos tomando práctica y conocimiento para escoger los vinos, y nos sentiremos muy a gusto de haber seleccionado uno agradable; aunque si esto no sucede y en cierta ocasión escogieron alguno que les resultó desagradable, no se desesperen, no se mortifiquen, es parte del aprendizaje de selección de vinos como lo hemos platicado ya en algunos otros artículos. A veces las etiquetas pueden engañarnos o descontrolarnos, pero esto sucede en cualquier producto, así es que por esta razón es importante recibir información precisa de quien nos vende los vinos, es más probable que así podamos seleccionar vinos de nuestro agrado.
Muy bien, muchas gracias por acompañarme este sábado, los espero con gusto el próximo fin de semana. ¡¡Salud y buen provecho!!