Por: Sommelier Jorge Martínez

Muy bienvenidos, estimados amigos, como cada sábado es un gusto recibirlos en este espacio, gracias por visitar APUNTES DEL SOMMELIER, pues es debido a ustedes que día con día viene aumentando su audiencia, esto nos es muy grato porque la intención es compartir con todos los lectores de EL HERALDO DE AGUASCALIENTES todo lo relacionado al fascinante mundo de la gastronomía y las bebidas. El día de hoy, amigos, vamos a comentar acerca de la importancia del vino en nuestra actividad cotidiana, si bien durante varios años aquí hemos comentando temas relacionados al vino, también es bueno comentar un poco sobre cómo son en nuestro país las tendencias del vino, será muy grato descubrir más opciones en torno a este maravilloso mundo del vino, espero sea de su utilidad este artículo y les pueda dar más ideas de dónde, cómo y con quién degustar copas de vino y por supuesto hacer maridajes desde sencillos hasta un poco más elaborados, así es que vamos a comenzar a plantear estas posibilidades sabiendo que el resultado siempre será nuevo, y con muchísimas posibilidades de éxito, ya que en cada botella de vino hay una historia que contar y una gran variedad de caminos que realizar con cada vino.
Para comenzar, quiero comentarles que es muy importante que tengamos en cuenta que cuando hablamos de degustar o catar vinos, no necesariamente nos referimos a que tenga que ser un evento formal o muy organizado, yo considero que parte fundamental del vino es hacer relajado el entender y comprender la cultura del vino, debemos de tener la facilidad de tener acceso rápido y sin complicarnos mucho, por esa razón el día de hoy vamos a comentar algunas posibilidades que nos ayudarán a avanzar a enriquecer nuestro conocimientos en este mágico y fabuloso tema; son tres los grupos que hoy quiero mencionar en los que podemos compartir el beber vino, primero en familia y amigos, que es realmente muy fácil y muy cotidiano; como segundo grupo tenemos la opción con los compañeros de trabajo, que en muchas ocasiones sólo se convive con ellos en los horarios de trabajo y siempre es bueno tener un poco más de convivencia; y como tercer grupo o esquema para beber vinos, tenemos citas o entrevistas de negocios con personas que no conocemos, es decir, a diferencia de los compañeros de trabajo que vemos diario, en este tercer grupo son los que hacemos una cita de negocio o sólo los hemos conocido por un correo o llamada telefónica, son similares estos dos últimos pero a la vez muy diferentes.
Cuando estamos en familia, el tema se vuelve muy interactivo; a través de una botella de vino en familia podemos hablar de puntos muy interesantes como lo son el país de origen, de ahí se pueden desdoblar varios puntos más como lo pueden ser la región en donde ha sido elaborado el vino, las costumbres y gastronomía que identifican a esta región en cuestión; cada miembro de la familia puede aportar y compartir los conocimientos del país o región de la que se está hablando; también, estimados amigos, se puede comentar acerca de las regiones vinícolas que tenemos en México, que son productores de vino en las cuales se elabora vino de mucha calidad, claro que también hay vinos de baja calidad como en todos los productos, pero predominan los buenos proyectos que le dan identidad a México fuera el país.
En el caso de la convivencia con los compañeros de trabajo, también tenemos muchos puntos bastante interesantes que de alguna manera se ligan al trabajo en conjunto que se hace, por ejemplo, cuando se elabora vino se requiere una plantilla de personal que está en el campo y otra plantilla de personal que está en el ramo administrativo, lo mismo puede suceder en la empresa en la que se está trabajando o eres parte de, de ahí se pueden establecer diálogos que a la par de estar bebiendo una copa de vino, resultará muy interesante este tipo de ejercicios en empresas donde estarán los integrantes en un esquema muy relajado y teniendo interacción a través del vino, esto sucede ya en muchas empresa que ejercitan de este modo la convivencia e interrelación de actividades con sus platillas humanas.
Por último, amigos, tenemos un fabuloso tema que es la posibilidad de cerrar un negocio en una cita con alguien que no conoces, el vino para este caso es una maravilla, es un rompe hielo que da charal para iniciar la conversación y con mucha probabilidades de tener éxito en la cita, ya que el tema es tan cultural que si el negocio no se consolida, la entrevista lo más probable es que sea muy placentera y lograrás amigos nuevos en varias de estas ocasiones. Como pueden apreciar, amigos, hay todo un esquema cotidiano en nuestras vidas para estar ligados al fascinante mundo del vino, cada día encontraremos diferentes opciones con grupos para convivir y seguir aprendiendo del vino. Les dejo un cordial saludos, amigos; que tengan un buen sábado, nos vemos en el próximo APUNTES DEL SOMMELIER. ¡Salud y buen provecho!