Aplaude teatro de denuncia

CIUDAD DE MÉXICO.- Para Joaquín Cosío, quien recientemente estuvo nominado al Ariel por Mejor Coactuación Masculina por su trabajo en la cinta La Delgada Línea Amarilla, considera al teatro como una gran vía para exponer los abusos de poder que suceden en México.
Por ello, el intérprete de personajes como “Cochiloco” (en El Infierno) o “Mascarita” (en Matando Cabos) apadrinó con Marina de Tavira la puesta en escena La Isla del Unicornio Mágico, en la que un grupo en el poder ejerce la violencia para someter a los disidentes.
“La obra es muy oportuna, aunque no sé si esa sea la palabra adecuada. Reflexiona sobre el poder, los excesos y la violencia que ejerce, justamente a una noche de los sucesos de Nochixtlán, en Oaxaca, donde quedó muy claro que lo que se manifestó fue el autoritarismo sangriento y violento del Gobierno federal contra aquellos que están en desacuerdo”. (Staff/Agencia Reforma)