CDMX.- Después del “¡Fuera Osorio!” masivo, la Federación Mexicana de Futbol (FMF) ya piensa en mover a la Selección Mexicana del Estadio Azteca.
Decio de María, presidente de la FMF, aceptó que más allá de las expresiones de los aficionados en el último partido ante Honduras en el inmueble de Tlalpan, hay un tema de rendimiento físico a analizar.
“Siempre hay una posibilidad. En el tema de dónde jugar, siempre es dónde se acomoda uno mejor. La altura, antes era un beneficio para nosotros, y ahora tiene un costo porque la mitad del equipo viene del nivel del mar, hay muchos factores. Se evaluará en su momento”, mencionó De María.
“El jugar en la altura tiene un punto que debe ser evaluado físicamente, más allá de comentarios de la afición”.
Fuentes consultadas comentaron que hay jugadores molestos con la actitud de los aficionados en el Azteca, al no sentir el apoyo en el estadio donde presuntamente es su casa y reciben insultos.
Aunque también los propios convocados han manifestado esa situación de la altura de la Ciudad de México, sobre todo los europeos que suelen jugar a nivel del mar.
En otro tenor, De María consideró positivo que jugadores que antes no quisieron estar en la Selección ahora levanten la mano para regresar, al cuestionársele sobre Giovani Dos Santos y Carlos Vela, quienes manifestaron su deseo de volver.
“Me parece maravilloso porque creo que una condición necesaria para ser jugador de la Selección Nacional es querer estar”, comentó Decio.
“Me fascina todo aquel jugador que dijo que no quería y ahora dice ‘sí quiero’, pues es maravilloso porque para representar a México hay que querer representar a México y asumir la responsabilidad que significa, y aplaudo las iniciativas como la de Giovani y cualquier otro jugador que levante la mano y se comunique con las personas correctas y asuma la responsabilidad”. (Luis Homero Echeverría/Agencia Reforma)