Para finiquitar con éxito sus estudios media superior, los alumnos del Conalep II, de la especialidad de Enfermería, asistieron a una misa en su honor celebrada en la Catedral Basílica de Nuestra Señora de la Asunción.
Con la presencia de sus respectivas familias, los egresados agradecieron al Creador culminar su preparación, con la que ahora podrán ponerse al servicio de la población y continuar con su preparación universitaria.
Durante la santa misa, el celebrante los conminó a responder al compromiso que han adquirido con su carrera, misma que deberán ejercer con responsabilidad y brindar buen trato a quien solicite de su atención.
La noble labor que se ejerce en la enfermería, debe dar al que la practica un sentido humano, el cual, les dijo, es una vocación que sin duda han recibido de Dios y es por ello, que han conseguido seguir ese camino, logrando adquirir los conocimientos necesarios y óptimos para convertirse en grandes profesionistas.
Los jóvenes agradecieron las palabras del sacerdote y al término de la solemne celebración, sobraron los abrazos entre ellos, manifestando su felicidad por ver cristalizados sus sueños.
El atrio del recinto se vistió de flores que sus familiares obsequiaron a los recién graduados, además de tomarse las fotos del recuerdo, para las redes sociales y acudieron con ellos, para celebrar una etapa más concluida en sus vidas.