Alarma al estallar dos transformadores

La tarde del pasado martes, varios vecinos del fraccionamiento Loma Bonita escucharon dos fuertes estallidos. Momentáneamente se alarmaron por la posibilidad de algún enfrentamiento entre personas armadas, como ocurrió en el llamado jueves negro precisamente en ese sector.
Según nos informan, minutos después se enteraron de que dos transformadores de energía eléctrica estallaron. Incluso, se suspendió el suministro de energía en varios fraccionamientos de esa área. Protección Civil y la Comisión Federal de Electricidad descartaron total y absolutamente que el daño fuese intencional. Es decir, un atentado o acto vandálico. Simple y sencillamente coincidió que en forma casi simultánea fallaron los dos transformadores.
Esa misma tarde empezaron a sufrir daños y molestias por la falta de luz. En una tienda de abarrotes ubicada al sur del fraccionamiento, se les quemó un  refrigerador. Sólo daños materiales. De inmediato atendieron la emergencia y evitaron el incendio.
El servicio de energía se restableció parcialmente; ayer, infinidad de vecinos seguían esperando la reparación y no era para menos. En días pasados, en este sector se desataron una serie de robos en casas habitación y planteles educativos. La Policía Preventiva, que también tomó conocimiento, reforzó la vigilancia en los fraccionamientos afectados para evitar que los ladrones aprovecharan esta circunstancia.