“Le doy gracias a Dios por la vida y por la hermosa familia que me regaló”, fueron las emotivas palabras que Arisbeldi Flores Martín del Campo pronunció ante el altar de San Antonio de Padua en agradecimiento por cumplir quince años.
Al recinto sagrado la jovencita acudió acompañada por sus papás, Julio Alberto Flores Arcos y Ana Cecilia Martín del Campo Martín del Campo, así como de sus padrinos Juan Antonio Martín del Campo Martín del Campo y María Elena Muñoz Franco quienes, junto a ella, elevaron sus plegarias al cielo.
El clérigo celebrante le brindó una emotiva homilía en la que le dijo que la más grande responsabilidad que tiene ahora que comienza su juventud es la de prepararse para el futuro que comenzará a construir, donde aprenderá a superar los tropiezos con sabiduría gracias a su preparación.
Luego de la misa, la hermosa quinceañera, acompañada de sus seres queridos, se dirigió a la Hacienda Los Pavorreales para celebrar el acontecimiento, donde en complicidad con su orgulloso padre bailó bello vals elegido especialmente para la ocasión.
Los invitados de la festejada acudieron para expresarle sus más sinceras felicitaciones por haber llegado a la edad de los sueños.