Un hermoso atuendo lució Gabriela Judith Flores Valdez al darle la bienvenida a la edad de las ilusiones. Y para celebrar esta ocasión, arribó a la Catedral Basílica de Nuestra Señora de la Asunción para escuchar una misa en su honor y agradecer a Dios por sus primeros quince años de existencia.
En compañía de sus padres, Roque Flores Ortega y Lluvia Alejandra Valdez Hernández, y su padrino Eloy Hernández Herrera, la encantadora jovencita recibió el rocío de agua bendita que el siervo de la Iglesia derramó sobre ella como bienvenida a la casa del Padre Celestial.
Ya en el altar, Gabriela Judith agradeció al Altísimo los dones recibidos a lo largo de quince años, así como la enorme dicha de contar con una familia que la apoya.
Asimismo, el presbítero conminó a los presentes, en especial a sus papás y padrino, a elevar sus oraciones en favor de la festejada para que Jesús la proteja a lo largo de su juventud, que ahora da comienzo.
Al término de la ceremonia eucarística, con la presencia de sus seres queridos, la quinceañera fue protagonista de una emotiva celebración en el salón Fiesta Jardín.

El detalle
Al compás de la música electrónica, Gabriela ofreció un baile sorpresa junto con sus chambelanes para disfrute de los invitados a su festejo.