Eduardo Bahena Pineda, titular de la Secretaría de Seguridad Pública Estatal, informó que se desplegará el máximo número de policías –un aproximado de 450 agentes estatales participarán en el operativo– para garantizar la protección y libre esparcimiento de todos los asistentes a la verbena sanmarqueña.
Al respecto, puntualizó que si bien blindar el perímetro ferial no es posible, sí se implementará una estrategia para limitar o inhibir cualquier acción delincuencial, la cual irá dirigida desde impedir la portación de envases de vidrio hasta poner fuera de circulación a los carteristas; precisó que estos operativos respetarán el derecho a la diversión y entretenimiento de todos los concurrentes a la feria.
Bahena Pineda detalló que el despliegue de agentes policíacos no se concentrará en exclusiva en el perímetro ferial, pues también se realizará en las fronteras del estado, revisando a todos los vehículos que ingresen a Aguascalientes, pues lo mismo participan en la seguridad de la feria las fuerzas del orden que se encuentra en Cosío y en Peñuelas, que aquellas que están en los andadores de la verbena sanmarqueña.
Informó que en los días de feria se van a duplicar los horarios laborales de los policías, motivo por el cual se procurará ofrecer dos estímulos a los agentes para que tengan un buen desempeño: el bono que antes era exclusivo de los policías municipales, y descanso con un horario determinado para que tengan tiempo para descansar y convivir con su familia.
Por último, el titular de la Secretaría de Seguridad Pública Estatal mencionó que en días pasados se sostuvo una reunión, en la cual se observaron los escenarios dentro de la entidad y sus alrededores durante la Feria de San Marcos; en la misma –dijo– se acordó una futura reunión con los distintos mando operativos para diseñar un despliegue que permita la revisión de todas las personas y vehículos sospechosos desde que ingresan al estado en dichas fechas.