CIUDAD DE MÉXICO.- Prince, cantautor, productor y showman consumado, murió ayer en su residencia, Paisley Park, en Chanhassen, Minnesota, confirmó su publicista, Yvette Noel-Schure. Tenía 57 años.
No se dio a conocer la causa del deceso. Hace una semana, en respuesta a reportes de que su jet había aterrizado de emergencia porque él tenía un problema de salud luego de cantar en Atlanta, la vocera dijo que el artista sufría gripe.
Sin embargo, varias fuentes anónimas le aseguraron a TMZ que fue hospitalizado por una sobredosis de drogas y que ahí se le administró medicamento.
Un comunicado del alguacil del condado de Carver detalló que sus oficiales respondieron a las 9:43 horas a una emergencia médica en la casa-estudio del artista.
“Cuando llegaron, vieron a un adulto inconsciente en el ascensor”, detalló. Tras los intentos por reanimarlo, declararon fallecido a Prince a las 10:07.
Al cantante se le practicará la autopsia hoy.
Prince Rogers Nelson, su nombre real, nació el 7 de junio de 1958. Fue un compositor prolífico, virtuoso de la guitarra, los teclados y la batería y maestro del funk, rock, R&B y pop.
En 40 años de trayectoria, desde los 70 hasta la gira que dejó incompleta, fue aclamado como un símbolo sexual, un prodigio y un artista que forjó un estilo a su manera: su música no era para plataformas como YouTube, Apple Music y Spotify y prefería regalar sus nuevos discos.
“Es maravilloso poder regalar mis canciones. Dios está lleno de amor y generosidad y está escrito que todos deberíamos actuar como Él”, dijo una vez en Londres. (Staff/Agencia Reforma)

Entérate
* Prince era testigo de Jehová y vegetariano que dedicaba seis horas al día a leer la Biblia.
* De los éxitos que llevó al top 10 destacan “Little Red Corvette”, “When Doves Cry”, “Let’s Go Crazy”, “Kiss” y “The Most Beautiful Girl in the World”.
* En la película y álbum Purple Rain (1984) Prince contó una versión ficticia de su vida: birracial, con dotes musicales y espectacularmente ambicioso. Ganó un Óscar y el álbum vendió más de 13 millones de copias sólo en EU.
* En 1992 firmó el mayor contrato de la música, por 108 millones de dólares, con Warner Music.
* En 1993 decidió autonombrarse como un símbolo impronunciable que unía lo masculino y femenino, lo que llevó a sus fans a llamarlo “Symbol” (símbolo). Luego pasaría a ser “El Artista” y “El Artista antes Conocido como Prince”.
“Ya no me puede pedir nadie autógrafos y ya no es necesario que me preocupe de mi ego”, aseguraba.
* Tuvo muchas otras excentricidades, como su debilidad por el color púrpura y el uso de “U” en vez de “you”. Grabó la gran mayoría de su música completamente solo, tocando todos los instrumentos y cantando todas las letras.
* Uno de sus últimos proyectos era un libro de memorias que iba a salir en 2017 con el título The Beautiful Ones.