Adame no guarda luto

Arturo Perea/Agencia Reforma

CDMX.- A unos días de firmar su divorcio con Mary Paz Banquells, Alfredo Adame ya encontró refugio en otra mujer.
Y aunque no quiso revelar detalles de su relación, el actor aseguró que está abierto al amor, pero no con una jovencita, sino con una chica madura que lo complemente.
“Ya se lo propuse (ser novios) y ella también a mí, y ahí vamos. Yo considero que puede ser la persona con la que puedo llevar a cabo la segunda etapa de mi vida.
“Al final de cuentas estoy viviendo una nueva etapa. No tengo arrepentimientos, ni remordimientos, no tengo cargos de conciencia ni de culpa, y tengo derecho a ser feliz”, precisó el histrión, de 58 años.
Tras su separación, Adame considera que no tiene por qué truncar sus planes ni recibir terapia, pues ese capítulo en su vida ya está completamente cerrado.
“Yo ni lutos ni nada de eso, ¡que traigan al mariachi! Cerré el ciclo y ahora, a buscar la felicidad, el amor y a vivir una nueva vida”, puntualizó, con buen humor.
Sin embargo, en caso de que su nueva relación prospere, dijo que no estaría dispuesto a casarse de nuevo, aunque no descartó la posibilidad de vivir en unión libre.
“No… ¡ya no! El hombre es el único animal que tropieza dos o tres veces con la misma piedra, pero yo ya no, y la otra persona tampoco está interesada en el matrimonio”.
Pese a que sus hijos ahora viven con su mamá, Adame se hace cargo de su manutención, además de pagar la pensión para su ex que el juez determinó. El actor no quiso revelar a cuánto asciende este monto.
“Yo pago todo, sigo siendo el proveedor: pago gasolina, coches, celulares, universidades, preparatorias, vestido, comida… ¡todo!
“La parte material es lo que menos me importa, he sido tan desprendido en la vida que no me cuesta nada. Fue mi esposa durante 25 años, es la madre de mis hijos, es mujer y es un ser humano, entonces tiene derechos”.
En lo profesional también presumió que le va de maravilla, pues dijo que lo han invitado a hacer castings para participar en tres telenovelas, y está en espera de que le den luz verde para empezar a grabar.